La Sala de Espera del Depósito – 5

Eusebio se paró a subirse la cremallera del anorak debajo de la marquesina, a la salida del hotel. Se examinó la ropa, toda comprada en hipermercados, cómoda, sin complicaciones. Nunca le había importado su aspecto externo, ni de joven ni ahora con la perspectiva de los cincuenta a la vuelta de la esquina aunque…

Sí, le jodía quedarse calvo.

Continúa leyendo “La Sala de Espera del Depósito – 5”

Por Primera Vez – 4

Aquella noche no pudo cenar.

– ¿Estás segura de que te encuentras bien Ros? –

– A lo mejor tengo un poco de catarro o me ha sentado algo mal a mediodía. No te preocupes Ana – Ana no dijo nada pero la preocupación no desaparecía de su cara.

– Venga Ana, que porque no cene una noche no me va a pasar nada y a lo mejor le hago un favor a mi culo –

– Siempre con tus complejos Ros … – se fue murmurando por el pasillo.

Continúa leyendo “Por Primera Vez – 4”

La Sala de Espera del Depósito – 2

Hacía frío en la sala de autopsias.

En el centro, a unos tres o cuatro metros de la puerta, había una mesa de quirófano, con la inmensa y potentísima lámpara de cirugía encima.

Encima de la mesa, un cuerpo cubierto con una sábana. Era de agradecer el detalle de que no hubieran dejado al descubierto los pies desnudos con una etiqueta identificativa colgando del dedo gordo como en las películas americanas.

Continúa leyendo “La Sala de Espera del Depósito – 2”